Poceros modernos, técnicas ancestrales

Poceros modernos con técnicas ancestrales

En el diario «El Progreso», en la edición del domingo 30 de julio de 2017 encontramos un interesante artículo relacionado directamente con la radiestesia.

El dueño de la empresa Talleres y Pozos Ferramenteiro, de Portomarín (Lugo), nos habla de la situación actual del agua en las capas freáticas en Galicia, concretamente del descenso de las mismas. Manuel Fernández comenta que a finales de la década pasada bastaba con 50 ó 60 metros de profundidad para hallar agua en abundancia, mientras que en hoy en día son necesarios más de 100 ó 120 metros. Esta situación es debida al descenso de la cantidad de lluvias en la comunidad de Galicia.

Lo más interesante, desde nuestro punto de vista, es que pese a los avances tecnológicos logrados en este campo, su empresa sigue empleando las técnicas ancestrales para hallar la ubicación de los pozos, es decir, un zahorí con el péndulo y las varillas.

Manuel Fernández comenta que lo importante para hallar los manantiales no es el instrumento utilizado, sino las cualidades de la persona que los usa, ya que según él: «es cosa de la intuición».

Diez minutos son suficientes para comprobar si la ubicación es la adecuada para realizar la prospección en busca del preciado líquido, o si bien es necesario cambiar de lugar.

Un artículo francamente interesante que pone en valor el antiguo arte de los zahoríes en pleno siglo XXI.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *